miércoles, 27 de abril de 2011

'ADIVINA QUIÉN VIENE ESTA NOCHE' (1967)


Título original: Guess Who´s Coming to Dinner
Año: 1967
Dirección: Stanley Kramer
Duración: 110 min.
Género: Drama
Reparto: Katherine Hepburn, Spencer Tracy, Katharine Houghton, Sidney Poitier, Beah Richards, Roy Glenn, Isabel Sanford, Virginia Christine, Alexandra Hay, Barbara Randolph, D'Urville Martin, Tom Heaton, Grace Gaynor, Skip Martin, John Hudkins, Cecil Kellaway.
Premios: Oscar Mejor Guión Original 1967, Mejor Actriz 1967.

¡Bienvenidos a los 60's! ¿No os habéis fijado en el halo especial que tienen las películas de esta década? A parte de las pestañas postizas, el mega eye-liner, las minifaldas y los pechos picudos, las pelis de esta época son especiales, tanto en su realización como en el ambiente que desprenden a través de la pantalla.

Esta, sin duda, es una de las mejores por muchas cosas: primero primerísimo porque nos devuelve una de las parejas más fascinantes del mundo del cine, tanto fuera como dentro de la pantalla, Katherine Hepburn y Spencer Tracy; segundo, porque cuenta con otro actor de talla mayor: Sidney Poitier; y en tercer lugar, aunque podría seguir enumerando, porque el tema era espinoso en el 67 y lo sigue siendo hoy en día.



Antes de que llegaran Costner y Houston, esta película ya nos presentó a una pareja interracial, algo que todo progre que se precie asegura ver normal, aunque muy pocos resistirían a comentar un caso similar a las 5 y con un café de la mano. Resulta que una niña bien regresa a casa emocionada por haber encontrado al amor de su vida... que resulta ser de color... vamos, que es negro, por concretar más en el espectro lumínico. Los padres, que se han pasado la vida diciendo a su hija que "todos somos iguales" se dan de bruces con sus principios y el chiringuito se les empieza a desmoronar frente a sus pasmadas getas. Pero el problema no es exclusivo de "los blancos"; los papás del señor Poitier tampoco tragan con el tema.Así se pasa la película, hasta que un genial discurso de Tracy saca los colores a todo el mundo, dentro y fuera de la pantalla.

La verdad es que toda la película es un gustazo, y sobre todo por las interpretaciones. Poitier está sublime, como en todo lo que ha hecho, y da réplica de una forma sorprendente a las ya entonces leyendas que tenía en frente. Lleva el papel con una pasmosa intensidad que traspasa la pantalla y acabas cayendo en la cuenta de que a quien está intentando convencer es a ti.


Katherine Hepburn y Spencer Tracy se presentan ya como lo que eran, una pareja entrañable que se ha pasado la vida junta, aunque realmente nunca fuera "oficial". Muchos ya conoceréis películas como "La mujer del año" o "La costilla de Adán" y no hará falta que os instigue más a ver esta peli, porque ya lo habréis hecho, por eso esta es una invitación para quienes no sepáis de las bondades de este tándem cinematográfico.

Se trata del último trabajo de Tracy y descarga en él todo su potencial dramático. Eso sí, combinado con una vis cómica que nadie posee en la actualidad, con miradas cargadas de significado y gestos propios de otro cine, de otra época, que se echa realmente de menos.

La película es un derroche de buenas interpretaciones y con eso basta para invitaros a bajar al videoclub y alquilarla, y así de paso le dais un alegrón al dueño, que con esto de la mula y el torrent debe estar en horas bajas...

Curiosidades cortesía de TCM :

-Ni Tracy ni Hepburn vieron esta película. El actor apuraba sus últimos tragos de vida mientras trabajaba en este rodaje (tan lamentable era su estado de salud que se trabajaba simultáneamente con dos planes de producción, uno con Tracy y otro basado en el supuesto de que éste no estuviera) y 17 días después moría. La actriz, su fiel y eterna compañera, nunca fue capaz de verla, incapaz de administrar en positivo sus intensos recuerdos.

Por cierto, me encantan las gafas de Spencer Tracy sin cristales… molan

Os dejo un trocito de peli:

http://youtu.be/GB7iMPXMjyw

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada