viernes, 24 de diciembre de 2010

MEJORES PELÍCULAS NAVIDEÑAS

Jo, Jo, Jo

Pues en un día como hoy no podía faltar este topic, para que mañana la gente tenga ideas sobre qué ver. No me atrevo a mezclarlas porque todas son taaaan diferentes, pero bueno, al menos traen algo de espíritu navideño.

Y no.

No sale Tim Allen en ninguna de ellas.

LA CLÁSICA – QUÉ BELLO ES VIVIR (1946)


Ha habido muchas más maneras de abordar la navidad, incluido ese cuento de navidad, pero nadie lo ha hecho con la elegancia de Capra. Es un cuento sencillo y sincero en el que a un hombre que se va a suicidar se le da la oportunidad de ver qué habría sido su vida sin él. Qué bello es vivir resulta sencilla, sincera, ágil y divertida. Además, como las buenas películas de Capra deja ese regusto dulce y ganas de vivir. Es cursi, por supuesto, pero en navidad se perdona y estas dosis de optimismo y alegría nos hacen las cosas más sencillas.

LA ADULTA – BAD SANTA (2003)


Ideal para los no pequeños. Es una de las películas con la lengua más sucia, más pasada de rosca uno de los guiones más divertidos que conozco. Pocas veces me he reído así en el cine. Bad Santa es la historia de un falso Santa Clauss, un borracho de medio pelo que visita los centros comerciales para atracarlos. Por en medio se cuela un niño de 8 años que tratará de enseñarle qué es la navidad. Bad Santa resulta amena y al final un poco ñoña, pero es mi película de navidad. La que seguramente habría escrito alguien como y Terry Zwigoff (el Dios que hizo Ghost World) aprueba con nota en una de las películas más injustamente olvidadas.

PARA NIÑOS – POLAR EXPRESS


De los experimentos digitales de Zemeckis esta podría ser la mejor ( el listón está bajo Beowulf y Cento de navidad). A mi no me termina de cuajar, pero tiene algo entre los más pequeños que les huele a magia y les encandila. Por eso está aquí, porque ese viaje al polo norte está cargado de momentos especiales para los enanos. Ahora los adultos que la vean con cierta distancia…


PARA TODA LA FAMILIA – SÓLO EN CASA (1990)


Esta película me parece genial. Es de las que más he quemado viendo de pequeño y tiene algo que la sigue haciendo especial. La historia del niño al frente de la casa y los cacos dispuestos a robarle y él defendiendo el rancho con miles de trampas es una gozada familiar, puro cine de entretenimiento. La secuela me resulta igual de divertida y con alguna moraleja más. No se trata de buscarle credibilidad sino de pasar una tarde de navidad en familia con un producto navideño, y eso, Sólo en casa lo cumple.

LA ROMÁNTICA – MIENTRAS DORMÍAS (1995)



Esto es un pastel. Estamos todos de acuerdo. Pero de los pasteles de la Bullock tiene algo que la diferencia y es ese toque de amor divertido y esa mirada tan peculiar de la Bullock. No hay moralejas ni lo intenta. No hay histrionismo de la actriz. Y hasta Bill Pulman parece que hace algo con su cara de palo. La habré visto 100 veces, pero me sigue sacando la sonrisa y queriéndome enamorar de esa vendedora de tickets que no tiene un sello en su pasaporte. Los equívocos son convincentes y el espíritu de familia conmovedor. La otra alternativa es Love Actually, pero no me parece tan redonda como esta…

LA MEJOR – PESADILLA ANTES DE NAVIDAD (1993)



Este cuento gótico con tintes festivos sigue marcando escuela, sigue generando merchandising y es una de las imágenes más icónicas de Tim Burton y el stop motion. Ojo que no la dirige él, ni siquiera escribe la idea sino que da el “concepto” es un musical anodino, un resultado de horror único y un derroche de originalidad.

Estas son mis películas preferidas para ver mañana.
¿Alguien tiene alguna más?

Y con esto os deseo una Feliz navidad.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada